Razones

22 junio, 2011

Perdida junto a ti, en el laberinto de tus abrazos siento detenerse al tiempo para mirarnos.

Son tus caricias mapas en mi cuerpo, son tus miradas fuego en mis adentros, son tus labios fuente en el desierto.

Son tus miradas de tres segundos eternas  y cortos tus besos de horas.

Eres luz en la oscuridad.

Todo cuanto necesito y cada día más.

Roa

Anuncios

Noches

16 junio, 2011

Noches de luces,
de claros y sombras,
de imágenes claras..,
de tintas planas.

El recuerdo del horizonte en mi mente,
y tan sólo un pincel y una paleta.

Imaginación desbocada enjaulada en un cuadro.

Colores coloreados,
líneas y trazos malogrados,
dibujos tarareados,
tristes sueños cercenados.

Roa


Antes de dormir

2 junio, 2011

Aun no, no me puedo ir a dormir.
Has dejado demasiadas ventanas abiertas en este frio invierno y debo cerrarlas una por una.

Una, la primera quedó cerrada. Acabo de emborronar mi cuaderno, ahora podemos hacer una cuenta nueva.

Dos, la segunda se me resiste. He necesitado tiempo, pero lo he logrado. Ha quedado cerrada.

Tres, la tercera no quiere cerrarse. Voy a buscar una silla a la que subirme para alcanzar el cerrojo. Cerrada.

Cuatro. Quizá fue el viento, no sé, ya está cerrada.

Quinta y última, esta fue siempre la que dió golpes con el viento, procuraré cerrarla bien. Ya está.

En silencio me dirijo al desván y allí a tientas, en el sordo crujir de las tablas de madera, encuentro nuestra cama.

Roa


Tarde, mal y jamas nunca

11 abril, 2011

Tan fácil como “pensar, parpadear, desear, cerrar los ojos y saltar”, abrir el corazón a esa persona y dejar fluir esos sentimientos, simplemente porque están. Darle tu mano y seguirlo al fin del mundo, caminando aún en la oscuridad sólo porque te acompaña.

Ojalá fuese tan fácil, ¿verdad?

Sin embargo hoy “elijo el quedarme fuera,
sentada en la orilla de los días,
muriendo suavemente,
como las olas,
sin hacer ruido…”

Quizá tarde, quizá mal, pero jamás digas nunca, porque alguna de tus mañanas lucirá el sol. 

Roa


En un bolsillo

18 febrero, 2011

Como Marwan “en un bolsillo interior tengo guardado el corazón”…

Camino sin mirar atrás, dando vueltas en círculos. Y más allá el abismo.

Refugiada de sueños inalcanzables, martir de causas perdidas antes de la batalla, gota de agua en un vasto oceano.

Letras enrevesadas que iluminan el oscuro túnel en el que todos nos encontramos.

Roa


Laberintos de sentimientos

9 febrero, 2011

Lios y más lios, desliados y reliados. Días estupidos, días amargos, días dulces aunque de esos pocos.

Amaneceres, atardeceres, añocheceres. Lógica absurda como la realidad que nos envuelve día y noche.

Dolores de cabeza, llantos callados que acaban antes de empezar, enfados absurdos que sin embargo duelen.

Heridas añejas que no sanan, atardeceres que escuecen en lo más profundo de un alma hecha jirones.

Más allá de toda conciencia el remanso de paz, cambiando realidad por sueño y dejando atrás laberintos que lastran el barco de velas que me evade.

Roa


Olvido

25 enero, 2011

Oscuridad en una noche sin luna,
leve instante que yace entre suspiros,
ojos desgastados de no ver.

Cada día es igual al anterior
y la soledad se dibuja altanera en las esquinas del corazón.

Son flores que se marchitan,
son aves que emigran en busca de un lugar mejor,
son crisálidas que esperan un nuevo día en el atardecer anaranjado de las esperanzas.

Hoy olvide tantas cosas que pensé llamarme Olvido,
hoy olvido y sin embargo duele emigrar entre palomas hacia un lugar desconocido.

Roa